Reto 8: Tía

Tía:

Quiero agradecerle por todos esos detalles que usted ha tenido conmigo, los viajes, el apoyo moral y monetario cada vez que lo necesitaba, sobre todo agradezco estar ahí durante mis éxitos y en mis fracasos.

La mayoría del tiempo no estamos de acuerdo con ciertas cosas o temas, no importa, ya que sé que cada persona tiene una opinión diferente sobre un mismo tema, lo que si me importa y duele es que quiera hacerme sentir menos o mal con sus comentarios.

Mi deseo por grabarme la piel es algo que no creo que es tan repugnante como usted me lo digo, y su amenaza, sobre si lo hago, es algo que duele, pero no voy a dejar de hacerlo solo porque sus ideas son diferentes a las mías, me encantaría tener las iniciales de mí abuela y de mí mamá en la piel como un recuerdo contante de ambas y eso no es repugnante, ni me hace menos mujer, sí usted piensa eso, está bien, lo que no lo esta es que saque a la luz su pensamiento cada vez que hablo con alguien más de ello en su presencia.

Su constante comentario sobre que me voy a morir de hambre si salgo de nuestro pueblo para conseguir trabajo es algo que me dice que realmente usted no confía en mí o solo busca detenerme, duele que una persona que tanto quieres no te apoye, solo diré que aunque usted no lo crea sé cocinar, tal vez no tantas comidas como usted, mi madre o mi hermana, pero sé lo suficiente y soy tan curiosa como para experimentar con esas recetas que aparecen por Internet, así que de hambre es de lo ultimo que me voy a morir.

Recordarme cada vez que no soy suficiente para algo, que nunca lograre lo que quiero y sobre lo mala hija que soy con mi padre hace que por dentro me sienta mal conmigo misma, ya que siempre he deseado su apoyo completo y su comprensión, ya que no sabe todas las batallas internas que tengo.

Sé que ninguno de esos comentarios son mentira o una broma, aunque lo diga para componer la situación cuando se da cuenta que la conversación va mal, por el simple todo de voz con que menciona esas palabras, la he conocido toda mi vida para saber de realmente lo piensa.

Lo que duele más son los comentarios a mi espalda, los cuales siempre llegan de una forma a mí.

Tía, le pido de la forma más amable que guarde sus comentarios, sé que usted piensa que tiene el derecho de opinar de mi vida y de mis decisiones por el hecho que me criaron, pero no es así, ya que sus comentarios en vez de aportar, destruyen y si esto sigue así tendré que alejarme, lo cual realmente no quiero hacerlo porque la quiero y es importante para mi vida, aunque no puedo seguir dejando de usted me destruya con cada aporte innecesario que tiene de mi vida.

Realmente espero tenerla a mi lado muchos años más, no me importa si al final me alejo o no, con el hecho de saber que sigue ahí, seré feliz.

Su sobrina, Joseline.

joseline_mp
Author: joseline_mp

1

Esta entrada tiene un comentario

  1. romina

    Ya tienes la idea, ahora no dejes de lado las herramientas aprendidas. Y la ortografía: Especial atención a ello.

Deja una respuesta

9 + 19 =