Reto 8 Mi dignidad va primero

Román:

Han pasado varios meses de nuestra última conversa y aunque no lo creas siento tu ausencia.  Eres un hombre trabajador y generoso, dedicado al cien con tu hijita y eso, ante mis ojos te hace mucho más valioso.

Te conozco desde que era una niña y de cierta forma te sentí también como compañía y protección.  Me has visto crecer en todo aspecto y cada vez que te he llamado has estado puntual, lo agradezco mucho, más nuestro último encuentro me dejó una profunda decepción. 

Del hecho que yo sea mamá soltera se pueden deducir un sinfín de carencias y claramente podría ser un blanco fácil para cualquier tipo de abuso, por lo mismo reaccioné tan enérgica.  Ahora más calmada, pero con la misma convicción mantengo mis palabras y espero comprendas.  No voy a permitir que nadie me falte el respeto, ni a mí, ni a mis hijas.  Quizás para ti el invitarme a vivir un momento de pasión fue algo normal, para mi no.  Dijiste que me ves sola, joven y atractiva, sé que lo soy y que en oportunidades sueño con que alguien abrace y haga sentir protegida y amada, pero me reservo el derecho de elegir con quien comparto mi intimidad.  Dijiste también que somos adultos y que nadie más sabría de esta “aventura”.  Yo lo sé y con eso basta.  No me parece, no te he dado motivos para que te tomes esa atribución y tu propuesta va completamente contra mis principios.  Eres un hombre mayor, con su familia “bien constituida” y te estas valiendo de mis carencias para satisfacer un capricho tuyo.  Eso no es de hombre.

Te invito a abrir el corazón y pensar una vez más en tu hermosa hija, en lo mucho que la amas y en qué harías si supieras que ella vive una situación como ésta.

No te ofrezco un nuevo comienzo de nuestra amistad, pues nuestra relación ya se fracturó, de hecho, no puedo desconocer lo ingrata que me es tu presencia. Quizás esté siendo injusta y te esté cargando todos los abusos y acosos que he vivido a lo largo de mi vida y que no supe o no me atreví a defender.  Este trago amargo me demostró que ya no soy la misma y me abordaste en un momento donde mi dignidad va primero.

Paola.

plizama.coach
Author: plizama.coach

1

Esta entrada tiene un comentario

  1. romina

    La redacción muy bien, pero el concepto de antagonista debes releerlo en el libro.

Deja una respuesta

5 × 3 =