Reto 14 Sonrisas, anhelos y deseos en soledad

Lo mejor de mi semana fue:

Esa sensación de cosquilleo debajo de mi garganta y las costillas, el amor; lo tuve de nuevo pude mirarlo, tocarlo, sentirlo, oírlo una vez más en mis memorias; cautivador, sumamente placentero, esa sensación de plenitud, de llenura que tanto me hacía falta, por fin satisfecha, sonriente, con el corazón latiendo a mil por hora, delirante viendo girar al mundo, sin importar nada, sumergida profundamente en su mirada con una sonrisa imborrable. Estuve con mi amado. Sí que fue lo mejor.

 

Lo peor de mi semana:

La doctora que por seis meses enteros rogó, suplicó, imploró por compañía en ese pequeño centro de salud. Por fin fue escuchada y la tuvo, tenía nombre de hombre y dieciocho años; pero lo tuvo solo dos meses para que se fuera, porque la fase tres de la pandemia llegó.
Para ella el joven enfermero hacia sus días más ligeros y amenos. Un día imprevisto recibió un oficio de retirada del servicio. La dejó sola, sola de nuevo, en ese lejano lugar, ahora ella tendría que volver a comenzar.

El dolor más duro se siente cuando dan las once en punto, la hora que habían destinado al almuerzo, ella siente como su estómago gruñe y gruñe no solo por el vació por falta de alimento, sino porque ese compañero joven, inquieto que hacia miles de preguntas, se ha ido, y con él toda la distracción que podía tener. Ahora la bendita soledad ha vuelto a ella.

 

Lo que espero suceda la próxima semana: 
(Para foreverwriter15)

Asher, a estas alturas prefiero pensar que nada puede ser peor, tú como mujer sabes la importancia de sentirte protegida, amada, cuidada. Eso quiero yo, quiero sentir ese cobijo protector y deseo que tú también lo puedas sentir. Quiero que me cuenten esa historia que ha quedado pendiente y recibir todos los mensajes de amor que siempre he anhelado, tú también mereces que alguien haga eso mismo para ti. Quiero esa carta de respuesta proveniente de los trazos de mi joven filósofo-escritor del cual me he enamorado, quiero la próxima semana al leerlo saber que también gusta de mí que no es solo mi imaginación, que el también anhela verme y salir a tomar ese “algo”; me parecería extraordinario que tú también vivieras esa clase de cosas cursis que una mujer anhela.

Tú sabes Asher que bien se siente recibir todo eso. Si lo recibiera tendría más fuerza para seguir hasta el final yo sé que sería algo lindo para compartir siendo tú y yo amigas a la distancia. Cuando será el día del punto final no lo sé, nadie lo sabe; solo deseo que tú también tengas fuerza y valor para llegar hasta ese día.

Dulce Ruiz

¿Te gustó?

Puntuación 0 / 5. Recuento de votos: 0

Hasta ahora, ¡no hay votos!.

Dulce Ruiz
Author: Dulce Ruiz

Mujer *** Mexicana *** Medico *** Apasionada de las letras

Dulce Ruiz

Mujer *** Mexicana *** Medico *** Apasionada de las letras

Esta entrada tiene 2 comentarios

  1. romina

    En tu primer texto olvidas al lector.. ¿qué fue lo mejor de la semana? Y debía ser en primera persona, pero al parecer está en segunda. Dices: y las costillas, amor; (¿le hablas a una pareja? entonces es segunda persona)

    Segundo y tercer texto muy bien.

  2. Dulce Ruiz

    Gracias Romi. Ya veo que un error de dedo puede cambiar el sentido de todo… cuando decia “amor” en mi primer texto me refería al sentimiento, si hubiera puesto “el amor” todo hubiera cambiado. Lo corregiré.

Deja una respuesta

veinte − dos =