Reto 1 – Destinatario real – ¡Hey Cris!

¡Hey Cris!

¡Me atrapaste bonita!, la razón por la que te pedí tu dirección postal casi que a las tres de la mañana (el huso horario no es mi fuerte), no era otra que enviarte este detalle. ¡Sorpresa!

Creo con fervor que la palabra más dulce, o la más sincera, puede ayudar a que el corazón recuerde que aún nos podemos saltar al cielo con uno que otro suspiro y entre risas decir “¡lo logramos!”. Por todo lo que sé que tenido que vivir en esa pandemia tan inesperada, es que quiero llevarte unos momentos a través de mi mano, a pasear entre las estrellas para brincar juntas hasta la luna.

Y mientras te imagino riéndote por semejante frase propia de nuestra banda favorita, quiero recalcar la valentía que has demostrado en medio de tanto dolor y angustia. Lejos de sentirme aterrada cuando conversamos, me motivas a no rendirme en lo absoluto. Quisiera que interiorices para tu alma, que eres una de las personas más audaces y amables que he conocido, mira que mantener la frente en alto a pesar de escuchar gritos, llanto y desesperación a tu alrededor, no lo hace cualquiera. Eres una luchadora y me llena de orgullo reconocer tu espíritu, propio de una persona que no se derrota fácilmente. ¿Con tu ingenio y creatividad? No me cabe la menor duda de tu inmensa capacidad para salir adelante.

Te preguntarás tal vez cómo hago para poder dormir y no sentir que las noches son eternas y el confinamiento agotador, así como no sentir tristeza por la muerte que nos ronda. No tengo una respuesta exacta, porque sí, siento un poco de incertidumbre, pero al mismo tiempo, siento una esperanza tan fuerte que sé que también alcanza para ti. Si nuestros ancestros pudieron levantarse, nosotros pondremos de pie este mundo. Juntos y con la consigna de cuidar y recordar a los que amamos, porque su sonrisa es nuestra herencia.

Somos la generación que sonríe a la mitad de la noche sentados en la plaza de Cataluña mientras el frío baila con las estrellas. ¿Recuerdas cuando íbamos sonrientes a comer como nunca a KFC? Cada vez que lo recuerdo, mi motor se levanta, eras una amiga que aún no conocía y ahora parte de mi fuerza. Ahora comparto este arranque contigo: todo lo que llegamos a sonreír mientras dimos forma a la amistad que ahora nos une. Sé que a veces uno puede sentirse solo, pero ten la seguridad que no lo estás, tenemos que ver el renacer de este siglo y de nuestras vidas.

Cuesta no caer, créeme, pero nunca olvides dos cosas:

1. Si yo logré no perderme en Barcelona, todo es posible, ósea: salir adelante es la meta.

2. Recuerda siempre que aún hay amigos que no conoces, y, en un suspiro, con un salto y una sonrisa siempre podremos llegar a la luna.

Estoy feliz de que estés viva Cris, nos veremos de nuevo, en la rambla y caminando rumbo a ese KFC.

Con cariño, Adri.

adri18bg
Author: adri18bg

0

Esta entrada tiene 2 comentarios

  1. Leonardo

    En la esperanza y en la fe, radica la fuerza. La amistad verdadera prevalecerá, sin importar la espera, y sin importar las distancias.

  2. Mary

    Un catalizador para la esperanza, un recordatorio de que todo lo malo es pasajero y que en algún momento, cuando menos nos lo esperamos, la luz vuelve a brillar para todos. Es difícil mantenerse positivo ante la situación actual, cuando las noticias a veces terminan de hundirnos en la desesperación, pero leer esto es como una bocanada de aire fresco

Deja una respuesta

trece + diecinueve =