Saltear al contenido principal

“MI MEJOR REGALO…MI FAMILIA”

La fecha mágica y esplendorosa en la que el cálido amor se esparce  y toca  en cada parte  del mundo, muchas personas esperan con ansias esta fecha por los regalos y otros porque es el momento en el que pasan un día acompañados de su familia riendo platicando y lo más importante estando juntos; ese es mi caso, mis navidades siempre han sido acompañadas de todo eso y más, el momento en el que no la pase así pude valorar mi mejor navidad en la cual tenía diez años, la cual pase acompañada de toda mi familia riendo, comiendo y lo más importantes siendo feliz todos juntos; en ella el ambiente era muy bello y relajante, todos con una alegría tan magnifica que aunque el frio bajara de poco a poco y nos trataba de cubrir, el cálido amor que tenía ese momento nos abrigaba uno a uno como si tuviéramos una manta sobre nosotros.

En ese día las risas nunca faltaron y por muy buena suerte tampoco la comida, la mesa se llenó de diversos platillos tan deliciosos y con un sabor tan rico; uno de los platillos que recuerdo mucho era lasaña la cual preparo mi tía porque mi hermano y yo la habíamos pedido porque su sabor siempre nos ha sido muy delicioso; gracias al horno y todos los platillos que se prepararon ese día toda la casa era muy cálida, la comida era exquisita y  aunque cada uno era preparado por diferentes personas de mi familia siempre tenía algo en común la pisca de amor y su toque especial que colocaban cada uno; el lugar  en donde nos juntábamos toda la familia  estaba adornado de una bella manera, en ella siempre resaltaba mucho el árbol, tan grande que se veía y con muchas luces adornos y esferas acomodados de tan esplendida manera que hacia resaltar al árbol más esto era tan bello, y en la parte de abajo se encontraban los regalos acomodados  de una forma que todos estuvieran a la vista de las personas las cuales al llegar el momento los repartían uno a uno, , a mí siempre me daba curiosidad saber que se encontraba dentro de esa envoltura de bellos colores tan relucientes  aunque ya sabía que era alguna prenda, porque la mayoría de las veces era eso y aunque tal vez no era el regalo más fabuloso o para muchos podía ser algo simple,  para mi muy valioso por la razón del amor que tenía y el cariño con el que se me había regalado.

En ese entonces mi primo y yo realizamos muchos bailes con diversas canciones, para hacer los pasos de baile siempre nos guiábamos de la letra la cual nos daba ideas para preparar cada paso de baile y acompañado del ritmo nos íbamos moviendo de un lado a otro por toda la sala, que aunque no era tan grande para nosotros era como un súper escenario en la cual cada uno de los sillones y sillas los recorríamos para pegarlos a la pared y tener un espacio para presentarnos en nuestra súper función de baile y canto, y aunque tal vez no estábamos tan sincronizados ni afinados siempre era algo magistral en nuestro punto de vista; ver la alegría que demostraba mi primo en ese momento y la valentía que tenía era lo que me impulsaba e inspiraba para pasar frente a toda mi familia para bailar y cantar con todos los ánimos acompañada de mi hermana y mi prima, en ese momento mi hermana todavía era un poco pequeña pero aun así no falto su participación junto con la de mi prima y aunque al final éramos mi primo y yo quienes bailábamos y cantábamos fue muy grato tener su compañía la cual nos hacia reír mucho a todos por sus cambios de los pasos de baile, , y aunque realizar los bailes me ocasionara pena o miedo siempre lo hacía ya que era algo que hacia feliz a mi primo y familia.

Cuando   bailamos y cantamos mi primo y yo tratamos de que todos estuvieran acomodados en un sitio en especial (aunque a veces se terminaran moviendo o parando), que nadie se quedara sin lugar y poder mostrar cuanto afecto les teníamos a cada uno de ellos, eso era lo importante en ese instante, era como un regalo que les dábamos a mi familia los más pequeños  por la razón de que no contábamos con el dinero suficiente para dar algo ; y si para muchas personas es algo ridículo bailar y cantar para mí no porque era algo muy especial mostrarles mi amor a mi familia, y aunque no recibimos un regalo súper lujoso para mí el mejor regalo en ese día fue poder estar acompañada de toda mi familia.

nao.lizpercas271104@gmail..com

me gusta mucho los libros y escribir, aunque me cuesta trabajo compartir mis textos por miedo voy a tratar de quitarme ese miedo y lograr mostrar mis escritos

Volver arriba